Jesús García: “Lo más urgente es que nos liberen de las restricciones de gasto que conlleva la Ley de Sostenibilidad, en Proaza el superávit iguala al Presupuesto”

El alcalde de Proaza, con cuatro ediles de los siete que forman la corporación, aplaude tener interlocución con los gobiernos autonómicos y central: "Tener signo socialista te garantiza ser bien recibido"

En Asturias, y en España, es citar Proaza y pensar en la Senda del Oso. La belleza de la ruta supone un recurso turístico innegable para este municipio en el que el PSOE gobierna con mayoría absoluta. El alcalde, Jesús García, ha situado la atención al equipamiento entre las políticas prioritarias del concejo, en el que tiene también un importante peso la ganadería. Jesús García clama porque se acabe con la Ley de Sostenibilidad, que “ahoga” a los Ayuntamientos. En Proaza el superávit iguala al montante del Presupuesto.

-Hace ayer una semana tomaba el mando del Ayuntamiento de Proaza tras años de concejal y arropado por otros tres ediles. Su equipo absorbe cuatro de los siete concejales de la corporación. ¿Cuáles son, a su juicio, las razones que han hecho al PSOE revalidar la mayoría absoluta en Proaza?
-En primer lugar, se hizo un gran trabajo. Ramón, -en referencia a Ramón Fernández, anterior alcalde de Proaza-, hizo una tarea excelente. Dejó un Ayuntamiento saneado, incluso con superávit. E hicimos una campaña en la que predominó la cercanía, puerta a puerta, con humildad, escuchando los problemas y también las propuestas de los vecinos.

-Sucede a Ramón Fernández, un alcalde con una gran veteranía. ¿Le ha dado algún consejo?
Hablo mucho con él. Estuve mucho tiempo a su lado y ahora me doy cuenta de lo que he aprendido en ese periodo. Me ha recomendado de cara a esta etapa no dejar de lado ningún problema, abordarlos todos, analizar bien las cosas para saber priorizar y prever las consecuencias que acarrean las decisiones.

-¿Tiene establecidas las prioridades para el mandato?
-En Proaza la ganadería y el turismo son los principales activos económicos, así que las actuaciones que priorizaremos están en ambas actividades. En cuanto a ganadería, planteamos habilitar accesos a montes y, con ayuda del Gobierno de Asturias, llevar a cabo desbroces. Sin embargo, no nos olvidamos de equipamientos como la escuela infantil: esperemos que a principios de enero esté funcionando. La tramitación está hecha. También planteamos una mejora del alumbrado que ya hemos empezado en Proaza, en la capital, donde estamos sustituyendo las antiguas farolas por otras de tecnología ‘led’.
Pero, en general, la prioridad es que, dado que el Ayuntamiento está saneado y tenemos superávit, de la misma cuantía que el Presupuesto Municipal, lo más urgente es que nos liberen de las restricciones de gasto que genera la ley de sostenibilidad.

-Al margen de actuaciones concretas, ¿qué es lo primero que figuraba en su agenda de esta semana?, la medida que ha aplicado, la reunión que ya ha mantenido?
-Pues me he reunido con los empleados municipales, entre ellos, los miembros del taller de empleo municipal, que querían comunicar lo que están haciendo. Y les trasladé que no iba a haber un cambio drástico, si bien intentaremos mejorar en lo que se pueda dentro de esa actividad.

-¿Seguirá la Senda del Oso teniendo peso en la economía del municipio?
-La Senda del Oso es fundamental para el turismo de Proaza y de los Valles del Oso. No estoy de acuerdo con que la Mancomunidad desaparezca formalmente y que cada uno de los Ayuntamientos se haga cargo de una parte. Deberíamos llegar a un consenso para que la Senda sea gestionada integralmente, en su conjunto, sin localismos. Eso sería importantísimo para el turismo; eso sería importantísimo para el Valle.

-¿Cómo se pueden beneficiar los ciudadanos y las ciudadanas de Proaza de que existan gobiernos del mismo signo, de signo socialista, en España -ya con una legislatura completa-, en Asturias y en el municipio que usted gobierna?
-Pues para un municipio como Proaza es fundamental tener interlocución. Es fundamental ir a Oviedo a plantear algo y ser bien recibo. Y en Madrid, igual. Hay más posibilidades de que, si los gobiernos son de ideas distintas, choquen.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on google
Google+