"Siempre es el Partido Socialista el que avanza y se acerca a los ciudadanos"

Establecido el calendario de primarias para elegir en el partido al candidato a la Presidencia del Gobierno de España, el secretario general de la FSA-PSOE, Javier Fernández, ha dado por cerrado el debate sobre quién va a "personificar, liderar, simbolizar ese proyecto".

Fernández se ha referido al proceso de primarias -que se convocará en octubre para celebrarse a finales de noviembre- como la demostración de que los socialistas "queremos una organización más porosa, más vinculada a la gente, que no se vea como un espacio cerrado controlado por unas élites políticas". "Siempre es el Partido Socialista el que avanza para dar un paso más allá en la relación con los ciudadanos. Eso son las primarias", ha subrayado.

No obstante, ha insistido, "que no acapare el discurso del PSOE". Antes, el partido debe concentrarse en unas elecciones "muy importantes" al Parlamento Europeo, y centrar sus esfuerzos en "asuntos que tienen que ver con la economía y las reformas o contrarreformas que se están haciendo en España de marcado carácter ideológico".

Hasta entonces, "hablemos de otras cosas que interesan a los ciudadanos y cada cosa a su tiempo", ha pedido.

Sobre la situación del partido, Javier Fernández ha manifestado que "es francamente mejor que hace un año". Internamente, ha dicho, "hay más cohesión y menos conflicto, al contrario que en el PP".

También ha considerado valorable el hecho de que el Partido Socialista tenga un único discurso en el conjunto del Estado, "el único discurso viable posible y al que vendrán muchos más, mucha gente en el futuro a aproximarse".

La situación económica del país, con la "crisis estadística" superada pero a la espera de que se cree empleo, ha sido otro de los temas de los que se ha hablado en el Comité. Aún con "visibles dificultades objetivas para afrontar un crecimiento estable, vital y con un empleo de calidad", el secretario general del PSOE asturiano ha explicado que la propuesta del partido pasa por "un cambio de modelo económico que no está proponiendo el PP". Las reformas que hacen falta para que se produzca un cambio estructural "de verdad" en la economía del país en el que pueda apoyarse ese crecimiento sostenible y ese empleo de calidad "no aparecen por ninguna parte", ha sentenciado.