"Si llenamos las urnas con la papeleta del cambio socialista no habrá ni encuesta, ni disfraz, ni pinza que nos pueda parar"

Patxi López y Adriana Lastra apelan al orgullo de "la gran familia socialista" y llaman "a la movilización" contra "un gobernante nefasto como Rajoy y un transformista como Pablo Iglesias"





Patxi López, Adriana Lastra y Marivi Monteserín apelaron esta tarde en el mitin de Avilés al orgullo socialista como fórmula para conseguir el mejor de los resultados el 26-J. El dirigente socialista vasco, en una intervención muy emotiva, llamó a los valores de "la gran familia socialista" y a "la enseñanza de los viejos socialistas, como Ramón Rubial" para reclamar a los votantes del PSOE "salir a la calle con el orgullo y la fuerza socialista para llenar las urnas de la papeleta del cambio y no habrá ni encuesta, ni disfraz, ni pinza que nos pueda parar". En la misma línea se pronunció Adriana Lastra, que pidió "que luchéis con nosotros porque somos expertos en vencer a la derecha, a los transversales y a las encuestas".

El presidente del Congreso cargó contra Rajoy, "que ha sido un gobernante nefasto. Peor no se podía hacer", pero sobre todo contra Pablo Iglesias. "Estoy harto de algunos dirigentes políticos que vienen a enseñarnos cómo se hace democracia cuando aquí estamos los que la conquistamos", dijo aludiendo al líder de Podemos. "No he visto mayor ejercicio de transformismo que Pablo Iglesias", censuró. Además, alertó de que "intenta robarnos nuestra historia pero no se lo vamos a permitir". "No nos vamos a dejar engañar y vamos a ganar el 26-J para lograr las mejoras que necesita este país, un gobierno con los pies en el suelo y no un gobierno que, por querer conquistar el cielo, lleve al país a la ruina", ha añadido.

Contra "los que no tiene ideología ni tienen nada y están prostituyendo la historia del comunismo" advirtió también Adriana Lastra. La cabeza de lista de la FSA-PSOE al Congreso arremetió contra la ideología de la formación morada. "Es mutable, son peronistas, chavistas, socialistas de Allende y, en realidad, no son nada, por eso cambian de programa electoral y tienen un catálogo de invierno, de primavera y otro de otoño".

"Hubo un político", dijo en otro momento de su intervención en referencia a Pablo Iglesias, "que la misma noche electoral del 20-D decidió que íbamos a volver a votar porque el resultado no le gustaba", al tiempo que criticó que "se sumaron a los pitufos gruñones de IU y un líder de la coalición decidió que iba a regalar sus siglas, su historia y su identidad".

"Todos contra los socialistas" y "vienen a por nosotros", advirtió Lastra, ante lo que reclamó "movilizar a los nuestros para que vuelvan a votar al PSOE porque el país se juega mucho".

Por su parte, Mariví Monteserín ha denunciado "la confluencia entre PP y Podemos, la cruz y la cara de una misma moneda" que "han impedido un gobierno socialista". Dos partidos, según la alcaldesa de Avilés, "que viven con un único objetivo, superar al PSOE para desmantelar el Estado del Bienestar".

Tras censurar la coalición Unidos Podemos, "que solo ha significado el desmantelamiento del comunismo", Monteserín atizó a Pablo Iglesias, "que se posicionó con la derecha y ahora quiere acercarse a los socialistas con engaños, con caramelos envenenados, pero le conocemos bien: es un veleta, un frívolo y un falso". "Julio Anguita debería dar explicaciones por aquel cheque en blanco que le firmó a la derecha", reprochó asimismo al exlíder comunista.