"Saldremos de la crisis con un patrón de crecimiento distinto y con una sociedad más justa y solidaria"

El ministro de Justicia pone la transformación de Avilés como ejemplo de "la fuerza de cambio que es característica del PSOE"


"Estoy aquí para deciros que el Gobierno está trabajando y va a seguir haciéndolo para salir de esta crisis en la que nos han metido las tesis neoliberales, para deciros que vamos a salir de esta situación y que lo vamos a hacer todos juntos (...) Mentiría si dijera que la crisis ha pasado, porque hay muchas familias en este país que lo están pasando mal, con muchas dificultades, pero sí puedo decir que podemos mirar al futuro con confianza porque el Gobierno está trabajando y va a seguir haciéndolo para procurar un patrón de crecimiento distinto y también una sociedad distinta, más justa y solidaria". Estas son las palabras con las que el ministro de Justicia, Francisco Caamaño, inició su intervención en Avilés, donde se celebró uno de los actos políticos que se enmarcan en las iniciativas que el Ejecutivo desarrolla en el conjunto del país para explicar las medidas que está aplicando el Ejecutivo para hacer frente a la situación económica, los criterios con los que se han diseñado los Presupuestos Generales del Estado para 2010 y el objetivo de asentar en España un nuevo modelo productivo que evite una crisis como la actual en el futuro. 

Caamaño, que protagonizó el acto junto a la alcaldesa de Avilés, Pilar Varela, y la consejera de Presidencia, Justicia e Igualdad, María José Ramos, destacó que para los socialistas, para "los que creemos que es posible un país más justo y más solidario", es "muy importante el diálogo abierto y sincero" con los ciudadanos a través de actos como el de Avilés, municipio al que puso como ejemplo de la capacidad transformadora de las políticas del Partido Socialista. Caamaño se refirió a las características de la ciudad hace sólo unos años, para destacar luego que "hoy es una ciudad que lidera la apuesta por la sostenibilidad y la innovación". El ministro citó proyectos como el Niemeyer, el Parque Empresarial o las obras de renovación de los barrios y del casco antiguo como ejemplos del avance y mejoras del concejo con "una fuerza de cambio que es característica del PSOE".

El ministro insistió en que el Ejecutivo de Zapatero está trabajando para establecer "un modelo de crecimiento diferenciado y que no se va a basar en el ladrillo ni es sectores tradicionales" y para que "no sea el modelo económico de otros países el que venga para España, sino que España tenga su propio modelo económico". Invitó también a los ciudadanos a "no pensar sólo en nosotros, sino en el futuro de nuestros hijos" y subrayó que el diseño de los Presupuestos Generales del Estado para 2010 responde al objetivo del Gobierno "de una sociedad más justa" que es siempre "una sociedad más cohesionada" y donde "el mero hecho de ser ciudadano supone derechos e igualdad de oportunidades".

Incidió también en que es tiempos de crisis cuando resulta más necesario el mantenimiento y refuerzo de las políticas sociales y en que los Presupuestos del año próximo son "solidarios" y un instrumento de redistribución de la riqueza. En ese marco se encuadra una subida moderada de impuestos, añadió, porque "el Estado somos todos" y se trata de "ayudar a los que menos tienen".