El proyecto de Presupuestos del Principado para 2010 llega a la Cámara

boletín GPS

Las cuentas priorizan los servicios públicos fundamentales y el reforzamiento del Estado de Bienestar, la dinamización de la actividad económica, la política de austeridad y la sostenibilidad de las finanzas públicas


Los proyectos de Ley de Presupuestos Generales del Principado para 2010 y de Medidas de Acompañamiento llegaron a la Junta el miércoles. El consejero de Economía, Jaime Rabanal, hizo entrega de ambos textos a la presidenta de la Junta, María Jesús Álvarez, durante un acto ya tradicional que marca el inicio de la tramitación de las cuentas en la Cámara autonómica.

A lo largo de las dos próximas semanas, entre el miércoles 9 de diciembre y el jueves 17 de diciembre, se sustanciarán las comparecencias de los responsables de las distintas consejerías. Posteriormente, se abrirá el plazo para la presentación de enmiendas hasta el lunes 21 de diciembre si son totales y hasta el martes 22 de diciembre si son parciales. El martes 22 de diciembre se designará la ponencia y, previsiblemente, el Pleno final de aprobación se celebrará el martes 29 de diciembre.

El consejero de Economía explicó que las cuentas de 2010, que ascienden a 4.428 millones de euros, constituyen "un presupuesto muy sólido y capaz de responder a las problemas que los asturianos tienen en estos momentos, porque garantiza adecuadamente la financiación de los servicios públicos de la sanidad, la educación, los servicios sociales, la dependencia y, además, impulsa una inversión de 1.300 millones de euros".

Según Rabanal, son 4 las líneas prioritarias del proyecto de presupuestos para 2010:

-Apuesta por los servicios públicos fundamentales: La educación, la sanidad, los servicios sociales y la justicia son políticas de gasto prioritarias. El reforzamiento del Estado de Bienestar es un objetivo prioritario en un marco de crisis económica.

-Dinamización de la actividad económica: Potenciación de la inversión dinamizadora, generadora de empleo y de la actividad empresarial, compromiso con la inversión en los 78 concejos, y apoyo a los trabajadores que han perdido su puesto de trabajo y a las empresas que tienen dificultades.

-Austeridad: Congelación, por segundo año consecutivo, de los sueldos de los altos cargos y de los directivos de la Administración y de todos los entes y organismos, empresas públicas, y reducción de los costes de funcionamiento administrativo del Principado de Asturias. El volumen de ahorro total derivado de esta política de austeridad es de 50 millones de euros, que se destinan a las líneas más prioritarias fijadas en el presupuesto.

-Sostenibilidad de las finanzas públicas: Compromiso con el equilibrio de las cuentas públicas y control del nivel de endeudamiento a lo largo del ciclo.