El programa del PSOE propone una Ley de Transparencia Pública

Los socialistas apuestan por la rendición de cuentas y la participación ciudadana

El Partido Socialista expuso sus propuestas en materia de Buen Gobierno basadas en dos pilares: la Integridad Pública y la mejora de la calidad de las instituciones. Javier Fernández insistía en la necesidad de recuperar el crédito de la acción política apelando a unos valores cívicos y a una moral pública: “El límite de la acción política no está en la ley, está más acá. Un político no solamente tiene que ser legal, tiene que ser moral, y estoy hablando de moralidad pública”. “Está relacionado con la austeridad, con la veracidad, con la solidaridad. Esos valores que deben presidir la acción política”, afirmó.

Para avanzar en el camino de la integridad el programa socialista propone: “Una ética que no solamente combata o actúe contra las evidencias de actuaciones reprochables sino que las prevenga. Por eso hablamos de códigos éticos basados en la defensa del interés general, y la adhesión voluntaria, recomendado a todos los agentes que operan en el ámbito público. Un Código de Buen Gobierno con una Oficina de Conflicto de Intereses y de seguimiento estricto de incompatibilidades. Una Ley de Buen Gobierno y de Buena Administración que incorpore un sistema de detección de irregularidades y de prevención de conductas reprochables. Rendición de cuentas para una ciudadanía informada con una Ley de Transparencia Pública”. “La mejora de la calidad de la democracia se consigue si existen unos ciudadanos implicados y comprometidos con su defensa, por tanto participación e implicación ciudadana a través del Libro Verde de la Participación en Asturias”.”Sobre el destino de los recursos de todos, impulsaremos un sistema de Rendición de Cuentas (…) instauraremos un sistema normalizado de rendición de cuentas sobre la gestión pública de gerentes y representantes públicos en consejos de administración de empresas públicas o participadas, y de entes públicos”.

Además de la Integridad Pública se trabajará en la dirección de mejorar la calidad de las instituciones: “Los socialistas fuimos protagonistas en Asturias, primero de la construcción de las instituciones democráticas autonómicas, después de su consolidación, más tarde de su ampliación y siempre de mejorar su calidad (…) Ahora es el momento en el que debemos insistir fundamentalmente en la calidad de las instituciones”. Fernández insistía en la eficacia y proponía una: “Carta de compromisos en la calidad en las administraciones, la práctica sistemática de evaluación de las políticas públicas y el desarrollo del concepto de impacto en el tiempo de las intervenciones públicas”.