"Pese a la dura convivencia en la Junta, el Gobierno del Principado no renuncia a buscar nuevos apoyos en el ámbito de la izquierda"

El Comité Autonómico de la FSA-PSOE mantiene "un denso debate" en el que se ha mostrado preocupación por la situación de "convulsión política" nacional


De "debate denso" fruto de una actualidad "de convulsión política" ha calificado el secretario de organización el Comité Autonómico de la FSA-PSOE celebrado esta mañana en la Agrupación Socialista de Gijón, en el que los asistentes "han mostrado sus inquietudes".

Dadas las dificultades en el proceso de negociación para conformar mayorías para un gobierno de cambio presidido por Pedro Sánchez, "que tanto necesita este país", Jesús Gutiérrez considera que "debemos tener un plan B, es decir, barajar la posibilidad de que se pueda ir a un nuevo escenario electoral en junio". En este sentido, ha explicado que en la intervención del secretario general de la FSA-PSOE, Javier Fernández, "se ha llamado la atención a los cuadros del partido de que debemos estar en un comité electoral permanente, no bajar la guardia, mantener la tensión interna de la FSA-PSOE por si hubiera que iniciar el mecanismo de puesta en marcha de unas nuevas elecciones generales, no porque las deseemos sino porque esa situación se puede dar".

Asimismo, Gutiérrez ha señalado que en el Comité se ha abordado, por parte del secretario general, la visión de la política autonómica que, a tenor de lo que se refleja en los debates en la Junta General, muestra "una
tremenda dureza sin precedentes", de la que responsabilizó principalmente al PP, y también a Podemos .

En el discurso de Javier Fernández ante el Comité, según Gutiérrez, se detalló que los apoyos con los que cuenta el Gobierno de Principado proceden de IU, al tiempo que ha puntualizado que, "pese a la convivencia dura en la Junta, el Gobierno del Principado no renuncia a buscar nuevos apoyos en el ámbito de la izquierda", entre los que se incluiría la posición "en seguir avanzando con Podemos, en el intento de dar estabilidad política al Gobierno". Una aproximación en busca de acuerdos con la formación morada que "no va a ser fácil, porque ya tuvimos una muestra en la negociación del Presupuesto, cuando estábamos inmersos en un proceso electoral". "Unas interferencias electorales", ha añadido, "que pudieran alterar, aletargar o modular en el tiempo cualquier posible entendimiento y, de haber nuevas elecciones en España, será difícil buscar puntos de encuentro con Podemos hasta que no se despeje esa incertidumbre".

Al margen de la incertidumbre política en España, Jesús Gutiérrez comprometió que el Gobierno de Asturias y la Federación Socialista Asturiana "tienen la obligación de no esperar a esas elecciones, sino ir dando pasos y buscar puntos de encuentro”

Además, el secretario de organización ha detallado la preocupación expresada por Javier Fernández por asuntos como el futuro del sector minero, sobre todo en el suroccidente, "porque podemos estar cerca del colapso del sector". Una situación de la que culpó al Gobierno de España. "Es únicamente su responsabilidad y del PP de Asturias, que más que preocuparse del interés de Asturias está por mantenerse fiel a los postulados del Ministerio de Industria que, por ejemplo, no ha buscado solución al mecanismo de quema del carbón nacional". En su relato sobre las preocupaciones industriales citó la inquietud por el impacto en Arcelor Mittal de la competencia del acero chino. Respecto a la deuda de las comunidades autónomas, detalló que "en Asturias es de 3.700 euros por habitante y, salvo en Extremadura y Canarias, es la menor deuda por habitante de todas las regiones de nuestro país".

A preguntas de los periodistas, Gutiérrez reiteró que "el Gobierno de Asturias va a seguir buscando apoyos en cuestiones como la ley de transparencia, la política fiscal, la política social o en buscar frentes comunes en defensa de sectores industriales que lo están pasando mal".

"El Gobierno de Asturias no va a renunciar a gobernar", dijo el secretario de organización en otro momento de su comparecencia ante los medios, "y la máxima es explorar acuerdos, que esperemos encontrar fruto mucho más temprano que tarde".

Respecto a la posibilidad de aplazamiento del 39 Congreso Federal del PSOE el próximo 21 de mayo, Jesús Gutiérrez considera que "la iniciativa debe partir de la ejecutiva federal". "Si nos viésemos abocados a unas elecciones generales en junio, a mi juicio deberá ser la ejecutiva federal la que, con el calendario en la mano, debería plantear al resto de federaciones la posibilidad de alterar de nuevo la fecha del congreso. Si así fuese, la FSA-PSOE facilitaría a la ejecutiva federal este tránsito para no mezclar recogida de avales con la campaña electoral porque no tiene mucho sentido", ha añadido.

“Parece que lo razonable es mantener al candidato, en este caso Pedro Sánchez”, respondió finalmente Jesús Gutiérrez a preguntas de los periodistas. "Si hubiese congreso antes, seria lo que determinaran y dijesen el Congreso y los militantes".