"No soy y no quiero ser como Podemos porque no considero que ustedes sean propietarios de una vara de medir honestidades"

"Hablan de una presunta financiación irregular de la FSA-PSOE. Retire lo de presunta, señor Ripa, e inmediatamente tendrá una querella de este partido", advierte Javier Fernández, que defiende la posición socialista contra la corrupción



"No soy y no quiero ser como Podemos porque no considero que ustedes sean propietarios de una vara de medir honestidades". Así ha respondido Javier Fernández hoy en la Junta General a las críticas del portavoz de Podemos contra los socialistas a propósito de la presunta corrupción que se juzga en el llamado caso Marea.

"El aforado Areces, eso que significa: protección, privilegio?, el mismo que tenemos usted (Emilio León) y yo mismo", replicó el secretario general respectó a las críticas al expresidente socialista en relación a sus presuntas responsabilidades en el citado caso judicial, "y esa imputación preventiva que hacen contra él, como hicieron con el portavoz socialista en el Ayuntamiento de Gijón intentando arruinar su reputación y lo que hacían, mientras tanto, era entregar a la derecha el gobierno de la mayor ciudad de Asturias".

Durante su intervención, Javier Fernández recordó la posición de la FSA-PSOE respecto a la corrupción. "Tenemos una norma: si un asunto de corrupción está claro, se le expulsa inmediatamente. Y si no lo está, el criterio es la apertura de juicio oral. Y eso lo hemos hecho siempre desde hace mucho tiempo". Un criterio que contrapuso al de Podemos. "Dígame qué criterio es el suyo", se preguntó Fernández, para aludir a renglón seguido (sin mencionarla) a la juez Rosell "que va a volver a encabezar las listas y está relacionada por cohecho y prevaricación". "La diferencia", remachó Fernández, "es que yo no la condeno de antemano, eso lo dejo para su Savonarola de bolsillo, el señor Ripa, que se dedica a arruinar reputaciones y moralidades al por mayor sin entrar en detalles haciendo declaraciones hasta en Radio Taxi".

Además, el líder de los socialistas se refirió a los supuestos casos de corrupción de los podemistas Tania Sánchez y Juan Carlos Monedero (siempre sin mencionarlos) y a los episodios relacionados con la supuesta financiación que han recibido dirigentes de Podemos de países extranjeros. "No me parece decente recibir dinero de una teocracia, de un régimen totalitario o de uno que se pasa por el forro los derechos humanos", denunció.

Respecto a las acusaciones de Podemos sobre el caso Marea, "con descalificaciones absolutas del señor Ripa y calumnias delirantes", recordó que en el citado proceso judicial "hay unas personas implicadas que están siendo juzgadas, que se defienden y tienen el derecho a decir lo que les convenga, pero un tercero no tiene ese derecho". En este sentido, ha lanzado una advertencia a Podemos: "hablan de signos inequívocos de una presunta financiación irregular de la FSA-PSOE. Les digo que no hay ninguna y que, si quieren incidir en eso y no solo calumniar, retire lo de presunta si tiene coraje, señor Ripa, porque inmediatamente tendrá una querella de este partido".