"La derecha quiere que el Estado de Bienestar pague la factura de la crisis"

Javier Fernández destaca en Gijón que "Asturias ha superado otras etapas difíciles de la mano del PSOE y volveremos a lograrlo"


Javier Fernández, candidato del PSOE a la Presidencia de Asturias y secretario general de la FSA-PSOE, intervino en la cena de fin de año de la Agrupación de Gijón, a la que acudió el ministro de Educación, Ángel Gabilondo, y en la que también participaron el Presidente del Principado, Vicente Álvarez Areces, la Alcaldesa de Gijón, Paz Fernández Felgueroso, y el candidato a la Alcaldía de Gijón, Santiago Martínez Argüelles.

Javier Fernández dedicó buena parte de su intervención a la situación de crisis económica. Explicó que la actual es una crisis de carácter internacional, que afecta a todo el mundo, y recordó que Asturias ha superado otras etapas difíciles, tal vez más que ésta por el hecho de que la sufrida desde principios de los años 80 por la región fue una situación que afectó en exclusiva al Principado.

“Quiero recordar ahora que las cosas están tan difíciles, que nosotros ya las tuvimos aquí más difíciles. Desde principios de los 80, Asturias sufría una crisis multisectorial: de la minería, de la siderurgia, de la industria armamentística, del naval, del campo, todo....
Era algo sin parangón. Y lo sacamos adelante con ayuda del Estado, con ayuda de Europa, con el protagonismo de los asturianos que pusieron su voluntad y su energía, pero con el liderazgo de los socialistas. Y entonces se hizo un programa, en el año 1983, que era más que un programa, era un camino, un modelo de región, era un modelo de sociedad... Y lo hicieron los socialistas, lo hizo Pedro de Silva, lo hizo Rodríguez-Vigil, lo hizo Antonio Trevín y lo está haciendo Vicente Álvarez Areces”, explicó Javier Fernández.

El candidato del PSOE a la Presidencia de Asturias, incidió en que “ellos lo hicieron, entre el ruido incesante de los agoreros, de los que pronosticaron la catástrofe y de los que están siempre instalados en una visión agónica de Asturias”. “Pero lo hicimos. Y lo hicimos porque no hay algo más reaccionario que pensar que no hay nada que hacer. Y lo hicimos porque a los socialistas podrán vencernos las adversidades o los imponderables o las circunstancias, pero lo que no nos puede vencer, lo que no nos va a vencer es la resignación”, añadió.

Fernández insistió también en que “no podemos salir de la crisis a cualquier precio y de cualquier manera”, en que “no es lo mismo salir con un Gobierno de izquierdas que con uno de derechas” y puso como ejemplo las diferencias existentes entre los planes puestos en marcha por el Gobierno del Reino Unido y por el Gobierno de España.

Subrayó asimismo que “lo primero que tenemos que pensar es que las conquistas sociales no son irreversibles, no son para siempre, que la Sanidad, la Educación, las pensiones, los derechos de ciudadanía, se pueden perder”. “Hay que lucharlos y lo que tenéis que pensar es que mientras los socialistas queremos evitar que la crisis desmantele el Estado de Bienestar, para la derecha el Estado de Bienestar es el causante de la crisis”, señaló.

“Si somos capaces de de decirle a la gente lo que queremos los socialistas, si como esos muros que se derrumban y dejan la verdad en medio, somos capaces de derribar los muros de la indiferencia dejando la verdad de lo que somos y de lo queremos, que no es el poder ni la gloria, sino la justicia, la libertad, la ambición de país ... Si lo hacemos, os aseguro que conseguiremos la confianza, el apoyo y el voto de la gente”, destacó Fernández, que concluyó con una referencia a la relevancia de la Educación: “Hay una cosa que quizá esté en la más larga de las tradiciones de los socialistas y es la preocupación por la Educación. La preocupación por la Educación ha sido siempre una constante en este partido, la Educación como puente hacia la ciudadanía, hacia la libertad, hacia la justicia social”.