"La aprobación de la Ley de Servicios Sociales despeja el papel que debe jugar el tercer sector en la gestión de algunos dispositivos sociales"

Luisa Carcedo defiende que las organizaciones sin ánimo de lucro del tercer sector "tengan un papel complementario con los servicios sociales públicos"


La aprobación de la modificación de la Ley de Servicios Sociales "despeja el papel que debe jugar el tercer sector en la gestión de algunos dispositivos sociales, como pisos de acogida, albergues, etc", según la secretaria de Bienestar Social del PSOE. Luisa Carcedo se felicita de la aprobación del proyecto de ley en la Junta General porque "juega, además, un papel complementario con los servicios sociales públicos". Un tercer sector que agrupa a organizaciones sin ánimo de lucro "muy conocedoras y muy especializadas en la gestión de algunos dispositivos, según su propia vocación".

Asimismo, Carcedo destaca que el nuevo texto legal será muy eficaz en un momento, asegura, en el que "hay una mayor demanda de los servicios sociales por la carencia de recursos". Según sus datos, hay 928.000 familias sin ningún tipo de ingresos, lo que significa que "ha habido un incremento de 1,5 millones de usuarios de los servicios sociales hasta superar los 8 millones de usuarios, por lo que es necesario un reforzamiento del papel de los servicios sociales". En el caso de Asturias, apunta, la gestión de los servicios sociales por parte del Gobierno del Principado ha permitido "compensar los severos recortes del Gobierno de España".

El nuevo papel que, a su juicio, le corresponde dar a los servicios sociales debe ajustarse al concepto de los derechos humanos que defiende la ONU, en el que "se incorporan los derechos sociales como una parte más de los derechos humanos".

PNL en el Congreso
Por otra parte, Luisa Carcedo ha explicado que el grupo socialista ha presentado una Proposición No de Ley (PNL) en el Congreso "para que se trasponga con urgencia una directiva comunitaria que viene a facilitar y suavizar la contratación del sector, que se vio dificultada por la ley vigente de contratos del Estado".