La FSA critica que el Gobierno de Rajoy quiere hacer méritos ante Angela Merkel a costa del cierre de la minería

Jesús Gutiérrez denuncia que el Gobierno del PP "está utilizando a los mineros como chivo expiatorio"


La Federación Socialista Asturiana (FSA-PSOE) critica el nuevo tijeretazo que el Gobierno de Rajoy quiere dar al sector minero. El secretario de Organización, Jesús Gutiérrez, considera que las advertencias de nuevos recortes para 2014, que desde la Secretaría de Estado de Energía se están haciendo a los empresarios mineros, significan que "el Gobierno del PP quiere hacer méritos ante Angela Merkel y para ello utiliza a los mineros y al sector del carbón como chivo expiatorio".

Estos planes de cierre para el sector minero suponen, según Gutiérrez, "la consumación de una política alevosa contra la minería del carbón que lleva a anticipar el calendario de cierre de la UE, fijado para 2018".

La FSA muestra su más absoluto rechazo a que el Ministerio de Industria recorte aún más en 2014 las ayudas que perciben las empresas mineras por producir carbón. En este sentido, Jesús Gutiérrez alerta de que la supresión de los remanentes que prevé aplicar Industria supondría que en los Presupuestos Generales del Estado para 2014 sólo habría, como mucho, una partida de 372 millones para ayudas a las empresas mineras, una vez que se suprimen los 168 millones de remanentes disponibles en 2013.

De consumarse este ajuste, a juicio de Gutiérrez, "significará que en 2014 cerraría el 70% de la minería privada". Además, los planes del Gobierno supondrían "la eliminación de las prejubilaciones no sólo del futuro, sino también las del presente", teniendo en cuenta que las prejubilaciones de 2013 supondrán un desembolso de cerca de 300 millones. Finalmente, la rebaja de las ayudas a la minería también acarrearía "el cierre de Hunosa antes de 2016".

Asimismo, Gutiérrez denuncia que los ajustes del Gobierno en la minería del carbón "están provocando un colapso en la minería privada". En este sentido, el secretario de Organización de la FSA-PSOE señala que el nuevo tijeretazo que está preparando el Gobierno de Rajoy "está propiciando" que los empresarios se descuelguen, a su vez, con "medidas totalmente desproporcionadas". Así se puede ver en los medios de comunicación como el empresario Victorino Alonso ya ha anunciado la regulación de 2.000 mineros en Uminsa y Coto Minero Cantábrico (CMC), lo que en la práctica supone "un ERE para más de la mitad de los trabajadores de la minería privada". Además, la FSA señala que los recortes presupuestarios en las ayudas al sector del carbón impuestos por el Gobierno central provocarán, según ha avanzado Victorino Alonso, recortes en las nóminas de hasta el 37,5%, así como la eliminación de la paga de Navidad, recortes en los descansos diarios y en la ropa de trabajo, la eliminación del transporte de personal y la reducción de los pagos por vacaciones.