"Este partido está al servicio de Asturias"

Javier Fernández presenta al PSOE como la organización capaz de convocar a una mayoría social en el Principado


El secretario general de la FSA-PSOE y candidato autonómico, Javier Fernández, se refirió durante el acto de presentación de los cabezas de lista de Oviedo, Gijón, Avilés, Siero, Mieres y Langreo celebrado en Oviedo, a que los socialistas tienen por delante “un tiempo difícil, lleno de desafíos colectivos en el que tenemos que hablar con los asturianos y decirles lo que proponemos”. “Decirles que queremos proponer un proyecto de movilización social para el conjunto de la ciudadanía, que vean en nosotros un instrumento para transformar la realidad”, explicó Fernández, que añadió: “Queremos lo que quiere cualquier sociedad que tenga voluntad de progreso; cambiar, y queremos que ese cambio que nosotros proponemos coincida con el cambio que quiere la sociedad. Y para eso contamos con el instrumento indispensable, que es un partido cohesionado, serio, transparente, disciplinado, vivo... Un instrumento fundamental. Ayer me decían: qué suerte tienes de tener un partido así a tu servicio. Y yo dije: No, a mi servicio no; este partido está al servicio de Asturias. Otros pondrían Asturias a su servicio, que es otra cosa bien distinta”.

Señaló que el partido está integrado “por personas preocupadas por las personas, por los problemas de la gente, de la que piensa como nosotros y de los que piensan de otra manera, por los que tienen compromiso político, el que sea, y los que no lo tienen, pero esperan de la política; preocupados por las personas que comprenden las medidas tan difíciles que han tenido que tomar los gobiernos socialistas en esta crisis de caballo que estamos viviendo y los que están en la irritación; nosotros hablamos para todos. Para todos”.

Fernández opuso esta posición a la del PP, que sólo “habla para los irritados, para la irritación, porque lo que quieren es convertir la irritación en política, aglutinar a la sociedad en torno a la indignación. “Ellos en la indignación, nosotros en la esperanza”, aseveró, para añadir que es mucho más fácil destruir que construir y que la derecha no va a intentar que la gente vote por algo, sino contra algo. “No penséis que la derecha va a trabajar para que les voten apoyos que ahora tienen. No. Van a trabajar para desmovilizar. Ellos no quieren que les voten más, sólo pretenden que a nosotros nos voten menos.  Eso es lo que hay, saben que una situación de crisis el vínculo entre ideología y voto se debilita y por eso tampoco enseñan su ideología; son el único partido político que conozco que tiene su ideología en la clandestinidad”, afirmó.

Explicó además que la desmovilización se combate “con atención a los problemas de toda la gente” y con “nuestras ideas”. “Somos un partido de izquierda, no somos un partido de centro. Yo creo que el centro no existe como lugar político, pero lo que sí existe es la centralidad . Y eso sí que lo queremos para nosotros. Queremos ser el partido de Asturias, porque somos el partido para esta comunidad, el que puede prestar toda la fuerza que tenemos”, añadió.

Fernández se detuvo en el concepto de centralidad: “Nosotros no sólo vamos a buscar el apoyo en los que piensan como nosotros (...) tenemos que hacer pleno en los electores propios, pero hay otra gente que en esta situación antepone incluso a las ideas la fiabilidad, la competencia, la serenidad, la seriedad. También queremos apoyarnos en esa gente, que nos apoye la gente que quiere que Asturias camine adelante sin sobresaltos, la gente que quiere cambiar pero quiere cambiar sin saltos en el vacío, sin ruido, sin furia. Eso es la centralidad.”

El candidato autonómico del PSOE abundó en sus reflexiones: “Somos un partido que mira hacia adelante, que sabemos y que tenemos la obligación de interpretar cuáles son las corrientes profundas del tiempo que nos ha tocado vivir para apoyarnos en ellas y tenemos que convocar con esas corrientes una mayoría de progreso en Asturias. Una mayoría de progreso donde estén los trabajadores, los del campo, los de la industria, los de la minería, los de los servicios, donde estén las clases medias urbanas, profesionales, pequeños empresarios, los autónomos.... Una mayoría social.  Eso significa que entre nuestros apoyos debe estar también aquella gente que constituye la facción más dinámica, con más capacidad de movilización y más visión de futuro de la sociedad. Eso es lo que nosotros queremos representar en Asturias”.

Fernández, que aseveró que el PSOE tiene un proyecto para Asturias que pasa “por conciliar justicia social y crecimiento económico”, hizo también un ofrecimiento al Partido Popular: “Y para este tiempo que llega, que viene, difícil, electoral, quiero ofrecerle al PP respeto. Les ofrezco respeto por los miles de personas que les han votado y exijo para nosotros respeto por idénticas razones. Y respeto significa dejar a un lado los insultos, el desprecio, la chabacanería. Lo que menos necesita Asturias ahora es la ira, y la indignación prefabricada, teledirigida desde los oscuros laboratorios de falsificación política de la derecha. Si además de eso quieren dejar de lado también la simplificación, la demagogia y las soluciones mágico-retóricas pues muchísimo mejor, porque queremos debatir sobre ideas, sobre economía, sobre empleo, sobre modelo de Asturias , sobre modelo de sociedades, sobre cómo colocar a esta comunidad al frente del pelotón autonómico”.