"Es razonable que se pueda ofrecer una solución a los 55 despedidos de Trubia con las perspectivas de viabilidad que tiene la fábrica"

Jonás Fernández se reúne con la dirección de MCA-UGT para analizar la situación de la factoría de armas



Jonás Fernández ha transmitido sus esperanzas de incorporación a la fábrica de armas de Trubia de los 55 despedidos con las perspectivas de viabilidad que la futura carga de trabajo anunciada tendrá en la factoría. Así lo ha expresado el eurodiputado socialista asturiano durante el encuentro mantenido con Eduardo Donaire. El secretario general del MCA-UGT ha estado acompañado por Iván García Miranda, secretario de Organización y Formación Sindical, y Mariano Fernández Hevia y Jesús María López, de la sección sindical MCA-UGT General Dynamics-Trubia.

Fernández ha abogado porque la fabricación de una parte de los 589 vehículos blindados SV para el Ministerio de Defensa de Gran Bretaña "elimine de una vez por todas el ERE que sufre la fábrica porque creemos que va a haber oportunidad de incrementar la plantilla". En este sentido, se ha mostrado de acuerdo con la posición del Gobierno socialista asturiano y el PSOE "en que parece razonable que los 55 despedidos puedan formar parte de las personas a las que se les pueda ofrecer una solución dentro de la viabilidad de la fábrica de armas". El europarlamentario socialista ha tildado de "muy positivo un acuerdo que va a ayudar a que se despejen las incertidumbres".

Durante la reunión con los representantes de MCA-UGT, Jonás Fernández ha recordado un anterior encuentro con miembros del sindicato en la fábrica de Trubia "en un momento en el que había importantes incertidumbres sobre el sector y la factoría". Una cita en la que el eurodiputado adquirió "el compromiso de hacer un seguimiento de los asuntos de seguridad y defensa". En la actualidad, desde su puesto como miembro del Comité de Seguridad y Defensa en el Parlamento Europeo, Fernández explica que "estamos haciendo un seguimiento expreso de estos temas e intentando sacar adelante un proyecto de Defensa europeo que proteja el sector armamentístico en el continente".

Dada la situación actual, Jonás Fernández cree que "hay necesidad de tener un sector de Defensa potente en Europa porque las incertidumbres de seguridad están más tensas que nunca".