"El problema de la CAM son los gestores y los riesgos que se asumieron"

Javier Fernández destaca una vez más la solvencia de Cajastur y el hecho de que esté ejerciendo un liderazgo en el sector

 

Javier Fernández considera que los problemas de Caja Mediterráneo (CAM) son producto de la gestión de sus responsables y de los riesgos que asumieron. Así lo manifestó durante su visita a Lena al ser preguntado por los medios de comunicación acerca de qué opinión le merece el hecho de que “días atrás algún dirigente político haya insinuado” que tras la operación fallida con la CAM en la que participaba Cajastur se encuentra el objetivo de “reventar el tejido financiero de la Comunidad Valenciana”.

 

“Eso qué reflexión va a merecer”, ironizó Javier Fernández, que añadió: “El tejido financiero de la Comunidad Valenciana, tanto el de Bancaja primero, que está ahora mismo como saben con Cajamadrid, como en este caso de la CAM, está reventado. Y está reventado por los responsables de esas entidades. Sólo faltaba que quienes han gestionado Cajastur, la están gestionando y lo están haciendo con una solvencia evidente -hasta el punto de que esté ejerciendo un liderazgo en el sector cajas, todos los sabemos- ahora se les acuse de haber deteriorado el sector financiero en este caso valenciano”.

 

“El problema estaba en los propios gestores y en los riesgos que se asumieron en esa Caja”, incidió el candidato socialista, que aseveró que “atribuir esa responsabilidad a los directivos de Cajastur, es que no acabo de entender como se puede concebir y sobre todo cómo se puede decir”.

 

Preguntado sobre qué motivos se pueden tener para realizar tales afirmaciones, Javier Fernández consideró que esa respuesta cabe darla a quien ha planteado tales cosas. “Yo no lo sé, debería explicarlo él y, en este caso, estamos hablando de Cascos. Que explique cuál ha sido el deterioro que ha generado Cajastur a la CAM, qué intenciones conspirativas había para destruir en este caso una entidad financiera valenciana”, volvió a ironizar Fernández, que precisó que si se trata de hablar de tejido financiero de la Comunidad Valenciana se habla de dos entidades. “Dos entidades financieras, Bancaja y la CAM, están en una situación crítica. Bancaja en ese marco ya integrada con Cajamadrid, en Bankia, pero en una situación crítica. Porque  los responsables políticos y financieros la han llevado ahí y ésa es la cuestión. Y yo creo que lo que tiene plantearse (...) es cómo van a ser esos gestores los que, en principio, sigan dirigiendo la entidad", concluyó Fernández.