"El único proyecto de la derecha en Asturias es tratar a esta comunidad como a un cortijo"

Javier Fernández afirma en Gijón que los conservadores "no merecen gobernar"


El candidato socialista a la Presidencia de Asturias y secretario general de la FSA-PSOE, Javier Fernández, aseguró que la derecha no tiene ningún proyecto para la región más allá de tratar a la comunidad “como a un cortijo”. Fernández hizo estas consideraciones en el foro sobre “Modernización y eficacia en la Administración Pública: Transparencia y participación”, celebrado en Gijón y en el que intervinieron Alfredo Pérez Rubalcaba y el candidato a la Alcaldía gijonesa, Santiago Martínez Argüelles.

Javier Fernández, en referencia a la situación que viven los conservadores asturianos, aseveró que “esta gente no se merece gobernar”. “Os dije hace unos meses que, sin duda, la derecha iba a tener un candidato, pero no iba a tener ningún proyecto. Y me equivoqué en lo del candidato, porque no tienen uno, tienen dos. Pero no me equivoqué en lo del proyecto, que no lo tienen. A la ciudadanía no le importa que venga uno, dos o tres.... A la gente le da igual que las derechas vayan unidas o vayan separadas a las elecciones. Les da igual que Cascos esté planteando crear una “agrupación de amigos de la motosierra” o que estén utilizando el partido, unos y otros, como si fuera un club de fans (...) Por mucho que lo nieguen, por mucho que lo oculten, que lo callen, el único proyecto que tiene la derecha en Asturias, las derechas en Asturias, es tratar a esta comunidad como a un cortijo, como a un mayorazgo (...) Así que nosotros no tenemos que preocuparnos por sus egos, por su soberbia, por sus intereses personales. Lo que es verdad, y lo ha dicho Cascos, es que les importa un pimiento Asturias. Y a nosotros, a los socialistas, nos importa un pimiento su ruido y su furia; que sigan en la oposición, que sigan así, en la oposición, y que no le hagan daño a esta comunidad”, señaló.

"La más montaraz y asilvestrada"
El candidato autonómico del PSOE afirmó además que en Asturias “tenemos la derecha más montaraz y más asilvestrada de España, la que os recuerdo que no hace tanto arrastró la imagen de esta comunidad por el suelo”. “Y ahora debemos de impedir que vuelva a ocurrir. Sé que existe la tentación, al verlos divididos, de que esto puede ser fácil, pero no va a ser fácil, porque esta gente cabalga a lomos de la crisis; ni propone, ni acuerda, ni gobierna su partido, y lo que tenemos que tener claro es que no puede ser la solución para Asturias una derecha cuyo honor político es resucitar viejos demonios familiares y rencores antiguos. Nosotros, los socialistas, tenemos y hemos tenido siempre la voluntad política e gobernar en Asturias. Ahora eso es casi una obligación moral, así que tenemos que trabajar, luchar, movilizar, echar el resto”, añadió.

Una región para vivir y trabajar
Javier Fernández recordó que Asturias es una comunidad que no se ha visto afectada por “los escándalos o las declaraciones que han ocurrido en otras organizaciones y en otras autonomías de este país”,  pero “eso no lo consideramos como un éxito del que podemos presumir, sino como una obligación que queremos preservar y mantener”. Señaló, no obstante, que “sí podemos presumir de otras cosas”, de “cómo hemos preservado nuestro litoral , nuestro medio ambiente, nuestro patrimonio natural, de la vitalidad industrial, de nuestra identidad integradora .... Y podemos presumir nuestros servicios, de Sanidad, de Educación, de Servicios Sociales... Podemos presumir de que el nivel de fracaso escolar sea la mitad que en el conjunto de España, de la excelencia de nuestra Universidad o de la alta valoración que los asturianos conceden a la Sanidad pública (...) Y de todo eso podemos presumir, presumimos, porque no es un gasto, es una inversión. Asturias es hoy un lugar idóneo para residir y nosotros queremos que sea también un lugar idóneo para trabajar (...)”.

Obligaciones con Asturias
El candidato autonómico del PSOE incidió además en que “queremos una salida a la crisis, pero no cualquier salida”. “Una salida que garantice los derechos sociales, que proteja al débil, una salida que preserve el Estado de Bienestar, queremos una salida socialista”, explicó Fernández, que ofreció respaldo al Gobierno de la nación para lograr esa salida. “Ofrecemos toda nuestra lealtad, porque la salida de la crisis en Asturias sólo es posible con la salida de España de la crisis, y porque no puede haber ninguna salida territorial, sino únicamente un proyecto socialista para el conjunto del país. Ofrecemos esa lealtad, y también hablamos de exigencia; exigencia del cumplimiento de las obligaciones que el Estado y el Gobierno tienen con Asturias (...)”.