Manifiesto Día Internacional de las Personas con Discapacidad




En 1992, la Asamblea General de Naciones Unidas declaró el 3 de diciembre Día Internacional de las Personas con Discapacidad, conmemoración a la que el Parti- do Socialista se suma cada año. En 2016, Naciones Unidas hace especial hincapié en promover los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) necesarios para alcanzar el futuro que queremos, y destacar el papel que desempeñan estos objetivos en la construcción de un mundo más inclusivo e igualitario para las personas con discapacidad.

Además este año, la celebración coincide con el décimo aniversario de la aprobación en diciembre de 2006 de la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, que España ratificó en 2008, siendo el primer país de la Europa Occidental en firmarla. En 2011, el Gobierno remitió un informe sobre los avances logrados, que mereció el reconocimiento a España con los Premios Roo- sewelt, por el progreso en la aplicación del ideario y objetivos de la Convención.

En nuestro país, aproximadamente un 8% de la población tiene alguna discapacidad, de las que casi el 60% son mujeres y el 58% tienen más de 64 años. Colectivo impor- tante de ciudadanos y ciudadanas con iguales derechos, que son parte de una socie- dad constituida por personas con capacidades diversas. Sin embargo, durante los últimos cinco años hemos visto crecer la desprotección para las personas que tienen alguna discapacidad, al punto de que el Comisario de Derechos Humanos del Consejo de Europa alertó del impacto de los recortes en la infancia y las personas con discapacidad. Este colectivo ha sufrido con dureza el debilitamiento de los servicios socia- les y la dependencia; el incremento de los copagos e incompatibilidades, de igual forma que los recortes en la protección por desempleo y en las políticas de educación, sanidad, infancia y familia. Según un informe de la OCDE sobre la gestión de la crisis en la Zona Euro, España ha reducido los recursos destinados a la discapacidad en un 5,5%, siendo uno de los países que más ha recortado.

Por ello, los socialistas y las socialistas compartimos con Naciones Unidas que la conmemoración de este día debe suponer una oportunidad para situar en la agenda política y social la situación de las personas con discapacidad, y manifestamos nuestro compromiso para avanzar en un modelo de convivencia que permita la plena integración de las personas con sus diversas capacidades y elimine todas las barreras que dificultan el acceso a las mismas oportunidades y el pleno disfrute de los derechos de ciudadanía.

En este décimo aniversario de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad y en consonancia con sus principios, desde el Partido Socialista reiteramos nuestro compromiso para promover, proteger y asegurar el goce pleno de todos los derechos humanos y libertades fundamentales a partir del respeto y consideración a la dignidad humana.

Para hacerlos efectivos, desde el Partido Socialista consideramos indispensable empezar por los derechos políticos y civiles, y como prioridad proponemos reformar la Constitución Española para modificar el artículo 49 y sustituir el término disminuido por el de personas con discapacidad, en la consideración de las capacidades diferentes de las personas, derivadas de sus circunstancias personales, condiciones físicas o mentales, formación y posibilidades diversas para la plena integración social y laboral.

Además, creemos necesario realizar las modificaciones legislativas que impidan o dificulten la igualdad jurídica de las personas con discapacidad como es el caso de la Ley Orgánica del Régimen Electoral General con el fin de hacer efectivo el derecho a ejercer el voto a las que hoy no pueden.

Asimismo y con el fin de concretar la plena igualdad en el acceso y disfrute a todos los bienes, servicios y prestaciones, el PSOE reitera su compromiso de impulsar una Ley para la Igualdad de Trato y No Discriminación, que profundice en el respeto y consideración a todas las personas, independientemente de sus circunstancias personales, y orientada a su empoderamiento.

El Partido Socialista siempre ha defendido que el primer paso para la plena integra- ción de las personas con capacidades diferentes parte de la inclusión educativa, y por ello reclamamos un Plan Nacional de Reactivación de la Educación Inclusiva de Personas con Discapacidad que consiga una atención educativa individualizada y que aborde todas las dimensiones de las personas. Además, desde el Partido Socialista trabajaremos para reforzar el Foro para la Inclusión Educativa del Alumnado con Discapacidad, con el objetivo de incrementar el nivel formativo de este colectivo y contribuir a su plena inclusión.

Para incrementar la tasa de actividad de las personas con discapacidad, desde el Partido Socialista reivindicamos una Estrategia de Inclusión Laboral; la elaboración de una normativa marco para su inclusión dentro del nuevo Estatuto de los Trabajadores y la potenciación de los Centros Especiales de Empleo. Además, los socialistas y las socialistas defendemos que la activación laboral no debe representar un riesgo para la pérdida de prestaciones no contributivas relacionas con su grado de discapacidad, lo mismo que para el acceso a becas, que consideramos no computables a estos efectos.

Otro de los objetivos que persigue el Partido Socialista es la accesibilidad universal y por ello proponemos la creación de un Fondo Estatal de Accesibilidad Universal, del 1% de la inversión pública, así como la modificación de la ley de Propiedad Horizontal y la inclusión del concepto de accesibilidad universal en todas las políticas que intervienen en el diseño del espacio público de convivencia. Para el ámbito rural, creemos necesario el desarrollo de una Estrategia de la Discapacidad en el Medio Rural específica que tenga en cuenta las especiales necesidades en ese ámbito.

En el caso de las mujeres con discapacidad, que conviven con situaciones de mayor riesgo de vulnerabilidad, desde el Partido Socialista nos comprometemos a impulsar un Plan de Acción de Mujeres con Discapacidad en el ámbito laboral, educativo, de acceso a servicios, y de forma específica, en materia de Violencia de Género, por la especial invisibilidad que sufren algunas mujeres en esta situación.

Además, desde el Partido Socialista consideramos fundamental fomentar la investigación e innovación y reforzar los programas de prevención y detección precoz de discapacidades evitables, la atención temprana y el tratamiento con los medios científicos disponibles que faciliten la superación de las barreras de comunicación físicas, auditivas y sensoriales. Por ello, hoy reiteramos nuestro compromiso para impulsar los implantes cocleares y la financiación de los componentes externos, y la extensión de los subtitulados en los medios de comunicación. Y hoy, abogamos por desarrollar la ley 27/2007, por la que se reconocen las lenguas de signos españolas y se regulan los medios de apoyo a la comunicación oral de las personas sordas, con discapacidad auditiva y sordociegas.

Las mujeres y hombres socialistas trabajaremos, junto a las organizaciones sociales y profesionales, para construir una sociedad más inclusiva, igualitaria y accesible para las personas con discapacidad.