Adriana Lastra a Rajoy: "Las familias no pueden ahorrar porque tú hiciste una reforma laboral que ha generado el mayor número de trabajadores pobres y ha empobrecido a nuestros pensionistas"

La vicesecretaria general del PSOE, Adrián Barbón y Wenceslao López denuncian, en la asamblea abierta de Oviedo, que el PP no garantiza el sistema público de pensiones y que la reforma laboral ha provocado "la mayor tasa de temporalidad de Europa"


“¿Pero qué presidente del Gobierno tenemos que no es capaz de asegurar la educación de nuestros hijos o que nos dice que tenemos que ahorrar para pagar nuestras pensiones en vez de defenderlas?”. La vicesecretaria general del PSOE, Adriana Lastra, ha denunciado este mediodía en la asamblea abierta en Casa del Pueblo de Oviedo, en la que ha intervenido junto a Adrián Barbón y Wenceslao López, que el Partido Popular “está privatizando nuestro Estado del bienestar, nuestro patrimonio como trabajadores”. “Están atacando lo más sagrado que tenemos y pone en riesgo nuestro futuro”. Por eso tiene claro que, cuando Mariano Rajoy hable del ahorro de los españoles, hay que responder: “Las familias españolas no pueden ahorrar porque tú hiciste una reforma laboral que ha conseguido el mayor número de trabajadores pobres de nuestra historia”. Según Lastra, la reforma laboral también “ha empobrecido a los pensionistas” porque la reforma del PP “ha bajado los salarios y ha reducido las cotizaciones a la Seguridad Social”.

"Tu obligación como presidente del Gobierno”, ha continuado Lastra, “es garantizar el sistema público de pensiones y asegurar nuestra sanidad y educación”. “El Partido Popular pretende que ahorre el que no puede” por sus políticas económicas, que “no redistribuyen la riqueza” y ha remarcado que solo son las rentas altas las que pueden permitirse tener planes de pensiones. “No quieren que les digamos a los pensionistas lo que la derecha quiere hacer con sus pensiones” y los socialistas “tenemos un deber ético y moral con este país: salvarlo de la derecha, de las dos derechas, la del Partido Popular y la de Ciudadanos”. “Si no se está resolviendo el problema del sistema público de pensiones es porque hay una derecha azul y otra naranja, que nadie nos engañe".

Por eso ha animado a los asistentes a la Asamblea Abierta de Oviedo, y a todos los socialistas, a acudir a las convocatorias de concentraciones de los sindicatos para el próximo día 15 en defensa de las pensiones.

Mayores y jóvenes, porque “es indignante que los de mi generación estén convencidos de que no van a tener pensión, pero yo les digo que el PSOE se encargará de que las haya”. Así que, ante “las cortinas de humo o hablan de los viajes de Puigdemont o de si una palabra se dice así o asá y no hablan de lo que importa, que es cómo comemos los españoles, cómo llegamos a fin de mes o cómo conseguimos que la riqueza se redistribuya en el país” los socialistas seguirán abordando los problemas que preocupan a los españoles y ofreciendo soluciones porque “siempre nos queda la voz y la palabra”.

Lastra se ha referido también a los 300.000 pensionistas de Asturias para mostrar su asombro porque "veo a Mercedes Fernández hablar de los problemas de Asturias pero no habla de los pensionistas, de que hayan visto mermada su capacidad adquisitiva, en lo que ha tenido mucho que ver la reforma laboral, que cumple seis años y que solo ha beneficia al Ibex 35 y a las grandes empresas".

"Los problemas reales de los ciudadanos"
Adrián Barbón, por su parte, llamó la atención en que "hay una distancia radical y absoluta entre los problemas reales de los ciudadanos y lo que a veces los partidos y otros ámbitos quieren hacernos creer que son los problemas reales de Asturias, y eso es gravísimo". "Por eso", ha añadido, "frente a los que hablan del monotema, los socialistas hablamos de pensiones y de la injusticia de la reforma laboral". Un contexto político que el secretario general de la FSA-PSOE cree que tiene mucho que ver "con la guerra abierta en el seno de la derecha" entre el PP y Ciudadanos en asuntos como la prisión permanente revisable, "y yo me pregunto por qué no debaten a ver quién tiene una posición más clara en defensa de las pensiones públicas o propuestas sobre la subida salarial o hablan de educación, sanidad o sobre la violencia de género y no lo hacen", concluyó, "porque no viven en este mundo, en debates que no son los reales, pero a nosotros, a los socialistas, que no nos busquen para hablar de debates que no son los reales de los hombres y mujeres de Asturias".

Respecto a las pensiones, el secretario general de la FSA-PSOE denunció que la reforma del PP de 2013 "significa más precariedad", además de alertar de la influencia negativa del criterio de sotenibilidad del sistema que entrará en vigor en 2019 y "que significa que la pensión de quien se jubila en diciembre de 2018 será una y la de quien lo haga en enero de 2019 será otra, con una bajada de hasta 100 euros en una pensión media de 1.000 euros".

Durante su intervención, Adrián Barbón puso al descubierto "una estrategia encubierta que ellos mismos se están encargando de hacer público". "Lo hizo Celia Villalobos", criticó, "y también Mariano Rajoy, que ahora sale a decir que nos hagamos un fondo de pensiones privadas, pero este hombre en qué realidad vive, no sabe que los jóvenes de este país son incapaces de hacer un fondo de pensiones porque les cuesta llegar a fin de mes".

"Le pedimos a la Ejecutiva federal que no ceda ni un pelo ni dé marcha atrás en el impuesto a la banca porque es una cuestión de justicia y si no la quieran ver, que no la vean, pero nostros vamos a anteponer la defensa de las pensiones públicas", sentenció.

Barbón, asimismo, alertó de que "se quiere convertir a los sindicatos como peligrosos sociales" en una reforma laboral "cuyos efectos saltan a la vista: menores salarios, despido más fácil...". En este sentido, llamó "a una militancia activa en la FSA-PSOE que dé un paso al frente en defensa de los problemas reales de la gente".

Wenceslao López explicó en su intervención que "ha habido una década negra para la clase trabajadora desde que en 2008 pusieron patas arriba nuestra economía y comienza a crisis, y la crisis se expandió como una gran peste por todo el mundo". Además, en este contexto, el alcalde soclalista de Oviedo subrayó que "tuvimos la desgracia de que dos años después llegó el PP e hizo una reforma laboral, con lo que la gran crisis ha tenido en España unos efectos más endiablados que en el resto del mundo porque los trabajadores y los pensionistas han perdido cada vez más capacidad adquisitiva".

"Tenemos un problema de capadidad para resolver los problemas de trabajadores y pensionistas, y en la izquierda tenemos un reto mayor que nunca para transmitir a la ciudadanía lo que está ocurriendo", ha concluido.